Los intereses de cuenta son la cantidad que te paga el banco por dejar tu dinero depositado allí. A nivel de hacienda, por esos ingresos que recibes tienes que pagar impuestos. No por todo el dinero que depositas, sino por el interés que te paga el banco. ¿Cuánto? Desde un 19% hasta un 26%.

No obstante, como los bancos tienen la obligación de reportar a hacienda estos ingresos y de retenerte cuando te pagan ese interés, si la cuenta es española no tendrás que hacer nada de forma proactiva al preparar tu declaración, ya aparecerá reportado.\t

Como residente fiscal en España debes reportar todos los ingresos y ganancias que hayas obtenido a nivel mundial. Por lo tanto, si has tenido intereses de cuentas en el extranjero, debes reportarlas.

¿Y si están en otra moneda? Pues tendrás que convertir esa cantidad a euros, al tipo de cambio medio de la moneda en el año. El Banco Central Europeo emite cada año un resumen con el tipo de cambio mensual, anual, y por fechas.

Además, si en el país donde lo has recibido has pagado impuestos, puedes poner ese importe pagado como deducción por doble imposición internacional.

¿Encontró su respuesta?