En Castilla y León hay una deducción por paternidad. Efectivamente, si has sido padre puedes aplicar una deducción de 750€.

Por último, hay que tener en cuenta que hay un límite de ingresos para poder aplicara esta deducción. Es un cálculo un poco complicado. En TaxDown lo realizamos por ti, pero debes cumplir que tu base imponible menos tus mínimos personales y familiares no sean superiores a 18.900€.

¿Encontró su respuesta?